Friday, July 17, 2009

No debieron morir


Hace más de un mes sucedió una tragedia. Mientras cientos de bebes dormían su siesta después de la comida las llamas abrazaron sus cuerpecitos y treinta de ellos murieron en ese momento.


Una combinación de eventos desafortunados tuvo lugar en ese momento: La corrupción encabeza la lista. Estoy muy avergonzada de vivir en el país en el que vivo. Que quien manda es el dinero, el poder. Los primeros días después de la desgracia ni siquiera podía hablar de eso. Tenía mucho miedo; no hay diferencia entre los niños muertos y mis hijos. No hay diferencia en todas las madres a quienes les fueron arrebatados sus más grandes tesoros y yo.

Me llena de impotencia que tenemos que seguir con nuestra vida normal. Resignarnos; siempre pasan atropellos, faltas a la humanidad, a la conciencia. Por más marchas que se hagan, ¿realmente veremos que se haga justicia? Quien sabe, nada lo puede asegurar. No puedo leer el periódico, ver una entrevista de los padres que perdieron a sus hijos sin dejar de llorar, no solo es empatía, voltear a ver a mis hijos y ver que están a salvo, es incluso, pensar que acaso Dios será capaz de hacer algo al respecto.



Este hijo de puta es en mi opinión el principal responsable. Un gobernante que se ha dedicado a enriquecerse mas, a hacerle favores a sus amigos, a darles la nada despreciable posibilidad de cobrar por mal cuidar a niños, hijos de puros ignorantes según ellos.



La madre de uno de estos niños dijo en uno de los mítines:”Tengo el corazón lleno de amor para mi hijo, tengo los pensamientos llenos de recuerdos, pero tengo los brazos vacíos, ¿qué hago con eso?", y entonces treinta mil personas lloraron con ella.
Ante la propuesta del gobernador Eduardo Bours que consta de un millón y medio para los deudos, pero condicionado a que todos se desistan de demandar, el padre de una de las niñas muertas dijo: “Gober: si su hijo vale millón y medio, está bien, es su bronca, pero voy a pichársela: yo le doy el millón y medio o más, si quiere, a cambio de que queme a uno de sus hijos.”





Estas son las caras de los dueños de la guardería ABC quienes se dieron a la fuga a Canada o E.U. Si los ven denúncienlos, no es posible que haya protección para delitos y omisiones como esta. Sus nombres son Marcia Gomez del Campo Zavala Tonella, y su esposo Antonio Salido; Alfonso Escalante Hoeffer, y su esposa Sandra Tellez Nieves, y el primo del candidato a gobernador del PRI Gildardo Urquidez Serrano.

5 comments:

Dr. Mille Miglia said...

El problema es que la gente prefiere el dinero facil a ganarcelo bien, es padre que te regalen dinero, como cuando me daban mis domingos por no hacer nada, pero joder que te den dinero por cuidar niños y sabiendo que los estas haciendo mal, pues no hay razón. Aparte de que en México primero se cae el niño al pozo y luego lo tapan no hay cultura de la precaución, siempre que voy a un lugar (hospitales)tienen con candados las salidas de emergencias, imaginen que hay un temblor o un incendio, el pinche conserje no va a a llegar a esa hora a abrir la pinche puerta.

Mamá Gallina said...

Es una verdadera pena y sinceramente no puedo imaginarme ni tantito la "pinche pesadilla" de llegar a tu casa y no ver más que muebles y un silencio absoluto en un espacio que llenaba tu hijo. Muchos lloramos por la noticia, por el coraje, la impotencia y la frustración. ¿Y las autoridades? Son tan cínicas que se atreven a tratar de compensar el dolor de todas estas familias ofreciéndoles millón y medio de pesos. El problema de las autoridades es falta de educación y de valores, siempre he creído que la ambición no es mala, siempre y cuando este bien encausada... pero éstos señores encausan sus ambiciones para fines personales, vamos el poder y el dinero los corrompe.
Ojalá y alguien pueda hacer algo por estas familia, nada ni nadie les va a devolver la vida, pero si les dara un poco de paz que tanto necesitan. Saludos!

Alejandrina Cara de Gallina said...

Doc:
Es que este problema es un animal con muchas patas... nos interesa mas que no nos roben y se metan ladrones por una puerta de emergencia que la seguridad de todos... lo que nos queda es exigir y ser una astilla en ciertaparte para que cambien las cosas... gracias por comentar.

Mama Gallina:
Pues no nos queda mas que esperar, pero no olvidar y ser una molestia, y organizarnos y todo eso... es lo unico que podemos hacer como ciudadanos: exigir. Nos mandan a la fregada pero hay que seguir...
Saludos...

malhechecito said...

wow me hiciste chillar con este post, pinche gente mal pensante, o sea les vale madre la vida por el dinero, neta toy chillando.
Un saludo

Twat Boy said...

Me he quedado de piedra, no tenía ni idea. Todo consuelo es poco pero os mando ánimo para que sigais luchando por la justicia, al final la sociedad unida siempre gana.
¡Un abrzo enorme!